La crisis que desata el coronavirus puede tocar el bolsillo de las estrellas del Barcelona, incluido Arturo Vidal. El club culé debate las fórmulas para enfrentar la baja en el ingreso de recursos y una de las vías es instruir un recorte salarial que afectaría a todos los funcionarios, incluidas las estrellas del primer equipo culé.

El diario La Vanguardia informa que el club solicitará un esfuerzo a los futbolistas para paliar las apreturas financieras. Según el medio, el Barça gasta US$ 543 millones anuales por concepto de plantilla más otros US$ 145 millones en amortizaciones.

La reunión para activar el plan de ajuste se realizará via videoconferencia, en la línea de prevenir contactos que impliquen riesgos de contagios.

/gap