El FC Barcelona no pasó del empate ante el Slavia de Praga en la cuarta jornada de la Champions League. El equipo blaugrana se encontró con un rival incómodo ante el que le costó generar ocasiones y solo cuando entró Ansu Fati, Messi dejó de estar solo y se vio más alegría.

6/10

Ter Stegen, portero

Despierto

El alemán tuvo la virtud de salir concnetrado y así evitó la acción más peligrosa del Slavia a los cuatro minutos en un balón rebotado. Siempre mantuvo alta la concentración.

6/10

Semedo, defensa

Rompedor

Mejor en la primera parte en la derecha que cuando cambió a la izquierda. En un desmarque tuvo el gol, pero no aprovechó el mano a mano con el portero. En defensa le costó más, especialmente con Olayinka.

5/10

Gerard Piqué, defensa

Minimizado

Podía ser un buen recurso para romper la defensa avanzada rival con sus pases en largo, aunque solo mostró esta habilidad en una ocasión con Semedo. La tarjeta por un claro agarrón le impidió ser más agresivo.

6/10

Clement Lenglet, defensa

Resolutivo

Estuvo más expeditivo que ante el Levante y también mejoró en la colocación. Seguro en el corte, evitó que el Slavia se creciera aún más con sus combinaciones.

5/10

Jordi Alba, defensa

Mermado

Solo jugó el primer tiemo y se notó que aún arrastraba molestias por la poca chispa que mostró. Se limitó a conservar su zona en defensa sin apenas prodigarse

5/10

Sergio Busquets, centrocampista

Rutinario

Movió el balón en corto y estuvo atento a las coberturas, pero no logró romper la línea rival con algún pase vertical. Hizo un trabajo sobre todo práctico antes de ser sustituido.

6/10

Frenkie de Jong, centrocampista

Tenaz

Su fútbol no brilló como en otra veces, pero su actitud siempre es ejemplar. Se movió por todos los flancos y aguantó las embestidas checas con poderío.

6/10

Arturo Vidal, centrocampista

Avanzado

Salió en la medular, si bien fue prácticamente un delantero más. Debía sorprender desde la segunda línea y así marcó un gol tras una asistencia de Messi, que el árbitro anuló por un milimétrico fuera de juego.

5/10

Dembélé, delantero

Desangelado

Acusó la falta de ritmo de competición y apareció a cuentagotas, pese a que tenía espacio a la espalda de la defensa del Slavia. Su mejor acción fue un pase picado a Sergi Roberto que el de Reus no pudo marcar.

7/10

Leo Messi, delantero

Rematador

Tuvo en sus botas el gol en una acción individual que impactó en el larguero y con un remate a bocajarro a pase de Ansu Fati que paró el portero. Fue el blaugrana con más punch.

5/10

Antoine Griezmann, delantero

Desaprovechado

Pese a la baja de Luis Suárez, Valverde insistió en colocarlo en la banda izquierda, donde su juego se diluye mucho. Con la entrada de Ansu Fati pasó a la derecha, donde tampoco tuvo un papel destacado.

5/10

Sergi Roberto, defensa

Refrescante

Dio bríos nuevos por el carril diestro y el portero evitó su gol en un mano a mano tras un pase de Dembélé.

7/10

Ansu Fati, delantero

Iluminado

El último en salir y el que más desequilibrio creó con sus regates y cambios de ritmo. Dio una gran asistencia a Messi, que el argentino no pudo enviar a la red.

5/10

Ivan Rakitic, centrocampista

Monótono

Intentó alguna ruptura, pero la suplencia le está afectando en su juego de otras temporadas.

/GAE
@EstudioEstadio