Eric Kiptanui y Roza Dereje vencen sin poder batir récords en Barcelona

 El éxito de organización y de participación, con 19.240 inscritos de los que 16.670 (más de 5.000 femeninos) han tomado la salida no han acompañado a los objetivos deportivos previstos en el 29ª eDreams Maratón de Barcelona que hoy domingo se ha disputado en la ciudad condal y donde se han impuesto el keniano Eric Kiptanui, con un marca de 1h.01.04 y la joven etíope de 21 años, Roza Dereje, que ha intentado batir el record del mundo femenino, pero ha logrado un tiempo de 1h.06.01, a más de un minuto de la plusmarca mundial de la keniana Joyciline Jepkosgei (1h.04.51).

 Aunque el día parecía perfecto para la carrera (10-12ºC y sol), el viento lateral que ha ido aumentando su intensidad durante el recorrido ha complicado algo el desarrollo de la misma.

Eric Kiptanui, poseedor de la séptima mejor marca mundial de todos los tiempos (58:42/Berlín 2018), ha estado siempre en cabeza de la carrera masculina en un grupo de quince corredores africanos, entre los que se encontraban varias ‘liebres’, pero quizás se ha pagado una salida algo lenta que ha llevado a que en el kilómetro cinco ya se corriera con 40 segundos por encima del tiempo registrado por el etíope Mule Washiun, récord de la prueba (59:44) logrado en 2018.

En el kilómetro diez, la diferencia era de 50 segundos por encima del récord y el grupo se había reducido a nueve corredores con el etíope Betesfa Getahun y los kenianos Jonathan Korir y Meshak Koech tirando de Kiptaniu. En el paso `por el kilómetro 15, la diferencia sobre el récord era ya de 1:05.

La batalla se desataba en el kilómetro 20 con un grupo de cinco corredores atacando ya a Kiptanui que resistía al frente del grupo, aunque los controló hasta la reta final de llegada para, con un fuerte sprint final, imponerse con un registro de 1h.01.04,, quedando a 1:20 de la marca de Washiun.

El etíope Abebe Degefa (1h.01.05) era segundo a un segundo del vencedor y el también etíope de 20 años, Betesfa Getahun, tercero con 1h.01.07, a tres.

El keniano Jonathan Korir era cuarto con 1h.01.10 y quinto, con un crono de 1h.01.17, entraba el sueco Napoleón Solomon, de 24 años y que ha tirado del grupo de cabeza desde el inicio del recorrido y que batido en casi siete minutos su marca personal (1h.08.13).

El soriano Daniel Mateo, de 29 años, especialista en cross y campeón de Europa por equipos en 2015, ha sido el primer español, clasificado en la décima quinta posición con 1h.03.53 y pulverizando en más de tres minutos su marca personal (1h.07.23/Lisboa 2018). El veterano olímpico catalán Carles Castillejo, de 40 años, ha sido el segundo español en el puesto 16º con 1h.03.58.

La etíope Roza Dereje lo ha dado todo de su parte para intentar el asalto del récord del mundo femenino, pero tras una salida lenta ha pasado por el kilómetro 10 del recorrido con un minuto (31:10 frente a 30:09) por encima del tiempo que marcó Joyciline Jepkosgei en su registro del récord del mundo (1h.04.51 Valencia/2017).

Además, desde ese punto se ha quedado en un mano a mano con la etíope Dibabe Kuma, abriendo brecha sobre el resto de corredoras. En el paso por el kilómetro 15, ya con 52 segundos por encima de la plusmarca mundial, Dereje ha dado un cambio de ritmo dejando atrás a Kuma, a la que superaba ya en 34 segundos en el kilómetro 20 que pasaba con 1:11 por encima del récord mundial.

Roza Dereje entraba vencedora con un crono de 1h.06.01, a 52 segundos del récord de la prueba barcelonesa, en poder de la keniana Florence Kiplagat (1h.05.09/2015) y a 1:10 del récord del mundo de Jepkosgei, logrando su mejor marca personal en la distancia y la quinta mejor marca mundial del año.

La etíope Dibabe Kuma entraba en segunda posición, por tercer año consecutivo, con un crono de 1h.06.45, su mejor marca personal. La keniana Sally Chepyego era tercera con 1h.08.30.

La mejor española era la tarraconense Marta Galimnay, en décimo segnda posición con 1h.12.29, mejorando su marca personal de 1h.13.13 (Valencia 2018) en 44 segundos.

/As Chile

,