Unión navega en aguas turbulentas: depende de Huachipato para clasificar

Las cosas no están tranquilas en Unión Española, después del empate a uno con Unión La Calera por la trigésima fecha del Campeonato Nacional, resultado que dejó colgando la clasificación del equipo hispanp a la Copa Sudamericana.

Y se nota.

Desde que el técnico Fernando Díaz ingresó al estadio Santa Laura, parte de la hinchada lo pifió y le gritó “serrucho”. Y después del partido, pasaron a gritarle que se fuera, ratón, serrucho, inservible y todo tipo de epítetos que se puedan imaginar.

En la conferencia de prensa, Fernando Díaz señaló que el equipo había hecho todo lo posible por ganar y que se sentía frustrado por no conseguirlo, pero cuando los periodistas le recordaron que a Palermo se le había echado del club por no conseguir objetivo de clasificar a la Copa Sudamericana y le preguntaron cómo calificaría él su campaña en Unión si tampoco logra el objetivo, Díaz las emprendió contra los periodistas señalándoles que actualmente tiene 41 puntos y está clasificada a la sudamericana y que lo habían tratado de mentiroso, al decir que había dejado fuera a Carrera, Gallucci y Jaime porque eran argentinos, cosa que desmintió, diciendo que le preguntaran al cuerpo médico de Unión.

Y cuando la prensa le consulta sobre quienes serían los nueve jugadores que se van del club para el 2019, Díaz contestó que eso ya se había hablado con Jorge Segovia en Ecuador, así como la promoción de juveniles al primer  equipo.

Pero lo que se le olvidó a Fernando Díaz, es que no basta con la promoción de juveniles, sino también hay que tener jugadores con clase capaces de ganar partidos, dar vuelta resultados, lograr clasificaciones a torneos internacionales y ganar campeonatos. Jugadores que Unión no tiene actualmente. Si Unión queda eliminada de la Copa Sudamericana, la culpa la tienen los técnicos que tuvo el equipo hispano, los cuales se preocuparon más que no le hicieran goles que de convertir en el campo del frente, lo que hizo que la Unión Española fuera el equipo con más empates del torneo (14).

Así es muy difícil conseguir puntos.

Señor Díaz, los enemigos no están ni en la hinchada ni en los jugadores ni en la prensa ni en ninguna parte, su peor enemigo es la forma de jugar de su equipo y que no la hubiese podido ganar a Antofagasta ni a Unión La Calera. Los enemigos suyos son los resultados. Y si Unión clasifica a la Copa Sudamericana 2019, sería porque no se dieron los resultados que pudieran eliminarla y no por haber conseguido los puntos necesarios para lograr la clasificaciòn, como cree el técnico de Unión Española.

Si Huachipato gana a Palestino este domingo en el estadio de La Cisterna, clasifica a jugar la Copa Sudamericana, en lugar del equipo rojo. Cualquier otro resultado, clasifica a los hispanos al torneo internacional.

Dependiendo de eso, se estudiarán los refuerzos que lleguen a Unión Española para el 2019. Lo que es cierto que Unión Española necesita urgente jugadores de jerarquía internacional para potenciar un plantel plagado de juveniles, pero, por lo demostrado hasta ahora, incapaces de sacar resultados que lleven sin problemas a Unión Española a clasificar a un torneo internacional.

Ahora, a los hinchas hispanos sólo les queda rezar para que los acereros no ganen en Santiago y que Fernando Díaz se concentre en contratar reales refuerzos, capaces no sólo de llevar a Unión Española a jugar un torneo internacional, sino también disputar el titulo del Campeonato Nacional de Primera División 2019.

/por Antonio Bilbao Hormaeche

 

 

,