Conéctate con nosotros

U. de Chile

¿Por qué siempre extranjeros? El insólito “trauma” que vive la U en la elección de entrenadores

No se trata de una política institucional o deportiva, sino más bien del mal recuerdo que dejó la última experiencia de un DT nacional al que se fue a buscar.

Todo parece cerrado para que Martín Lasarte se transforme en el nuevo técnico de la U en reemplazo de Hernán Caputto. El uruguayo llegaría esta semana para hacerse cargo del equipo de cara a la segunda rueda, tras la tramitación de los respectivos permisos sanitarios para ingresar al país.

 

Además de su conocimiento del medio y la buena relación que siempre mantuvo con la directiva, la llegada de Lasarte confirma también otra tendencia que ha marcado la banca azul en las últimas décadas: cuando el equipo necesita un entrenador, la prioridad es siempre mirar al extranjero.

De hecho, en años recientes todos los DT nacionales han llegado en calidad de interinos -como Cristián Romero y el mismo Caputto– o para apagar un incendio, como la bizarra dupla técnica que conformaron Víctor Hugo Castañeda y Luis Musrri.

Y la razón, más allá de las credenciales de los extranjeros que han llegado, tiene directa relación con la última experiencia que se tuvo con un técnico chileno al cual la dirigencia fue a buscar: Marco Antonio Figueroa.

El cambio que no fue

Fantasma Figueroa

El “Fantasma” estuvo seis meses, pero en el club se sintió como una eternidad.

En Azul Azul aseguran que no se trata de una política deportiva, pero el recuerdo del “Fantasma” siempre suele aparecer al momento de analizar opciones para la banca. Algunas voces incluso usan el concepto de “un trauma”.

Figueroa llegó en julio de 2013, en reemplazo de Darío Franco. El ex delantero tenía buenos antecedentes en Cobreloa y Católica, pero su personalidad siempre conflictiva generaba cierta resquemor. Sin embargo, en las negociaciones le aseguró a la directiva que entonces encabezaba José Yuraszeck que los líos que habían marcado su trayectoria no se repetirían.

Incluso, el “Fantasma” aclaró en su presentación oficial ante los medios que quería cambiar: “La idea es hacer una carrera larga en la institución. Por esta vez, quiero tener estabilidad y continuidad”.

Su período partió relativamente bien, terminando cuarto en el Apertura 2013, pero poco a poco comenzó a aflorar “el Fantasma de siempre”. Se empezó a pelear con la prensa, empezó a pedir públicamente refuerzos y hasta criticaba abiertamente a algunos jugadores tras las derrotas.

Fueron sólo seis meses hasta su despido en enero de 2014, pero en la U se sintió como una eternidad, y tanto plantel como dirigentes terminaron desgastados.

Por eso, aunque no hay ni un veto ni nada parecido ante los entrenadores chilenos, el recuerdo de Figueroa reaparece indefectiblemente cuando hay que buscar un nuevo entrenador lo que, por su parte, ha significado la llegada de proyectos fallidos como Frank Darío Kudelka o Alfredo Arias, entre otros.

Y por lo que en parte se estaría prefiriendo por repetir con Lasarte en lugar de darle la chance a uno de los DT locales que están en las carpetas de Azul Azul.

Apenas dos chilenos en los últimos 13 años

2007-2008 – Arturo Salah (chileno)

2009 – Sergio Markarián (uruguayo)

2009 – José Basualdo (argentino)

2010 – Gerardo Pelusso (uruguayo)

2011-2012 – Jorge Sampaoli (argentino)

2013 – Darío Franco (argentino)

2013-2014 – Marco Antonio Figueroa (chileno)

2014 – Cristián Romero (chileno, interino)

2014-2015 – Martín Lasarte (uruguayo)

2016 – Sebastián Beccacece (argentino)

2016 – Víctor Hugo Castañeda (chileno, en dupla con Luis Musrri)

2017-2018 – Ángel Guillermo Hoyos (argentino)

2018 – Frank Kudelka (argentino)

2019 – Alfredo Arias (uruguayo)

2019-2020 – Hernán Caputto (chileno, interino luego ratificado)

 

Fuente: En Cancha

Más en U. de Chile

Powered by Live Score & Live Score App